Política de cookies

Este sitio usa cookies para almacenar información necesaria.
Leer nuestra política
¿Aceptas nuestra política?

Asprometal

Imagen.

Navantia bota el viernes en Ferrol el segundo buque logístico construido para Australia

El segundo de los buques de aprovisionamiento que Navantia construye para la Marina de Australia se pondrá a flote este viernes, 30 de agosto, a las 17.14 horas, coincidiendo con la pleamar.

A la botadura del AOR (Auxiliary Oil Replineshment, por sus siglas en inglés), bautizado como Stalwart, está prevista la asistencia de la presidenta de los astilleros públicos, Susana de Sarriá, y el delegado del Gobierno en Galicia, Javier Losada, entre otras autoridades. Como ya ocurrió con la botadura del primer logístico, también el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijoo, presenciará el bautismo de mar, aunque su asistencia no ha sido aún confirmada de forma oficial.

En representación del país de las antípodas estará Peter Croser, del departamento de Defensa y miembros de la Marina australiana. Amadrinará el barco la contralmirante retirada Stephanie Moles, en un acto al que solo podrá asistir el público que cuente con invitación.

 

Gemelo del Supply

Con la salida de la grada del Stalwart, el programa de construcción para el país oceánico encara la recta final, ya que su gemelo, el Nuship Supply, botado en noviembre del año pasado, se encuentra ahora en la fase de pruebas previas a su entrega, prevista para los primeros meses del 2020. Será un hito con el que se culminen cuatro años de trabajo con el primer buque desde el arranque del contrato australiano en las factorías de la ría en julio del 2016, cuantificado en tres millones de horas laborales a las que habría que sumar las derivadas de la fabricación de los motores principales, equipos, y otros sistemas instalados a bordo que también produce Navantia.

El grupo naval se ajusta así al calendario fijado para el proyecto que, no obstante, con su cierre, abrirá un período de baja actividad del que vienen advirtiendo los agentes sociales. Porque el programa de las cinco fragatas F-110 no estará a pleno rendimiento en los talleres al menos hasta el 2021, por lo que tanto las Federaciones de Industria como los miembros del comité urgen desde meses atrás la consecución de nuevos encargos hasta el inicio de la obra para los nuevos buques de la Armada.

Fuente: La Voz de Galicia